Primeros pasos para que empieces a dar tus cursos

Esta nota está dirigida a las personas que tienen una pasión, un hobby; a las que quieren compartir esa pasión, ese hobby; a las que quieren reinventarse; a las que quieren generar otra fuente de ingresos; a las que quieren ser independientes. ¿De qué se trata? Hoy, más que nunca, existen herramientas que te facilitan dar cursos de lo que sabés. Puede ser pintar, cocinar, hablar en otro idioma, hacer bonsai, enseñar tu deporte preferido.

Estamos en una etapa en la que cada vez hay más emprendedores porque la comunicación directa y el intercambio entre los que saben y los que quieren aprender es cada día más fluido. Si estás en este grupo de personas, te decimos cuáles son los primeros pasos que podés dar para compartir y ganar dinero con lo que sabés.

Si estás en este grupo de personas, te decimos cuáles son los primeros pasos que podés dar para compartir y ganar dinero con lo que sabés.

  1. Organizá el contenido: Escribí el temario del curso
  2. Planeá un calendario. ¿Cuándo y cómo distribuirías el contenido?
  3. Pensá cómo difundirías el contenido. ¿Clases online o presenciales?
  4. Si son presenciales, ¿dónde? Puede ser en tu casa, en algún aula o salón alquilado o que consigues a cambio de publicidad.
  5. Usá alguna plataforma de gestión online para difundir la clase y cobrar las inscripciones de los alumnos. De esa manera vas a ahorrar tiempo y dinero.
  6. Organizá el material de apoyo, puede ser publicaciones online, libros propios, de otros.
  7. Animate! Compartir lo que sabés y te gusta, es motivador y energizante.

Éste es un excelente momento para empezar. La tecnología facilita la conexión entre las personas. Por eso apareció la plataforma que te permite alquilar departamentos o habitaciones directamente al dueño de la casa, o la que te permite compartir tu auto. Y este cambio tecnológico genera un cambio cultural.

Cada vez tenemos más confianza en estas plataformas y por eso, siguiendo con el ejemplo, cada vez son más las personas que prefieren alquilar directamente a un particular antes que ir a un hotel. Lo mismo está pasando con el aprendizaje. El momento es ahora.